viernes, marzo 13, 2009

El ascetismo de los gimnasios

Luego de 6 largos meses he vuelto al gimnasio. Sí, decidí que ya era tiempo de retomar la lucha y dar un poco de pelea (hago tae-bo y fight-do).
Cuando entro al gimnasio -y esto me sucede cada vez, no ahora porque ha pasado tanto tiempo- me sorprende encontrarme con gente que se siente como en casa, esa gente que disfruta del esfuerzo y que está convencida del "no pain no gain", que cuando el profe dice agarren mancuernas de 1kg agarran de 2kg. Gente con poca lucidez para los números, pero que manejan al dedillo las calorías. Gente muy entrenada físicamente, pero no les pidan que cabeceen (léase, que usen la cabeza).
Me sorprende cómo este muchacho, el profe, viene desde hace 5 años a dar 3 clases al día y parece como si estuviera dando la primer clase de su vida. Tiene las comisuras de los labios engrampadas en las orejas.
Yo le llamo el ascetismo de los gimnasios.

Profe: Hola! tanto tiempo! ¿qué te pasó que no venías?
Ushka: No pude, estaba recuperándome.
Profe: ¿Te quebraste, por eso que no viniste tantos meses?
Ushka: Algo así.
Profe: ¿Un desgarro?
Ushka: Esa descripción se acerca más.
Profe: ¿Y ya estás recuperada 100%?
Ushka: Ya estoy muy bien, pero no sé si uno se recupera 100% de un desgarro. Como que te queda miedo de volver a desgarrarte, no?
Profe: Pero sí! vas a ver que ahora te vas a poner entrenada de nuevo. ¿Empezamos?

Pone esa la típica música de aeróbica, que son temas ochentosos y noventosos pero a velocidad triplicada y con una base de tum-tum-tumtumtum que te retumba por todos lados. Ah! y la pistolita de rayos laser. Que alguien me explique la pistolita de rayos laser que suena chiu-chiu cada tanto en medio de la canción. Empezó la clase:

jab-jab-cross patada
uppercut (der)-uppercut (izq)-peek a boo-patada lateral
jab-crochet-patada atrás
cross-uppercut- bloqueo

La clase se iba acelerando, a los 10 minutos yo traspiraba como si estuviera estivando bolsas de cemento en el puerto de Asunción del Paraguay en pleno mediodía de Enero. El aire, sin embargo, parecía que me faltaba como cuando estuve en Mendoza en el Cristo redentor a 3800 m.s.n.m. Cuando la clase terminó se acerca el profe y "las chicas" que siempre le coquetean.

Profe: ¿Y? Veo que pudiste seguir bastante bien la clase.
Ushka: Maso, seguramente mañana no pueda moverme. Me va a doler todo.
Profe: Bueno, pero si te duele es porque estuviste trabajando los músculos. Eso es bueno.
Ushka: No, eso no es bueno. En mi mundo, si querés darme ánimo decime que todo esto quema calorías. O incluso, si eso es una gran mentira, motivame haciéndome creer que alguna vez voy a poder pelear cuerpo a cuerpo con Angelina Jolie vestida de Tomb Raider o Keanu Reeves en Matrix, cualquiera de ellos me da lo mismo. Pero nunca me digas que si duele es bueno. No soy una asceta.
Profe: ¿UNA QUÉ?
Ushka: Una asceta.
Profe: ¿Qué es eso?
Y salta una que, impostando el tono de voz para marcar alguna diferencia y como diciendo "no soy sólo un cuero bien entrenado" les dice a todos:
Señora: Una seta, un hongo. Lo que te quiere decir es que ella no es como un hongo al que nada le duele.-Y la señora me mira como diciendo, "les tuve que explicar a estos bestias".
Profe: AAAhhhh!
Resto de las Chicas: Ahh jajaja.
Ushka: ...
Señora: ¿No cierto?
Dudé. Dudé si debía explicar y romper aquella precaria ilusión de entendimiento. Dudé durante todo el instante que lleva tomar un sorbo de agua, inspirar profundo y soltar el aire contestando:
Ushka: Yo no lo podría haber explicado mejor.

Oh, the humanity!

6 comentarios:

Anónimo dijo...

ya me imagino al profe vestido de fransiscano

Malala dijo...

genial!!!

Anónimo dijo...

el problema es que hablaste con un profesor de gimnasia.

es como tratar de explicarle la raíz cuadrada a un cordon de zapatos.

Marie dijo...

yo hace muuuuuucho iba a fight do y dejé de ir porque me irritaba la simpatía del profesor
basta de sonreir
soy re quesa, siempre lo seré, no me alientes

samuel dijo...

jaja!es como
that's exactly what i meant!

Anónimo dijo...

actualiza