miércoles, febrero 02, 2011

Good mood, dude

Haciendo tiempo, sentada en un café, tomando algo mientras leo una novelita excelente... y sin molestar a nadie. de pronto se acerca un muchacho, joven, toma la silla vacía por el respaldo.

EL JOVEN
Disculpame, ¿me puedo sentar acá?
USHKA
No veo por qué te sentarías justo en mi mesa
cuando claramente hay otras desocupadas.
EL JOVEN
Es que te veo atrapada en ese libro 
y vengo a rescatarte. 
USHKA
Oh, Dios!
EL JOVEN
¿Qué tiene de malo?
USHKA
¿De verdad me preguntás?
Primero: no estoy atrapada, estoy fascinada con
una lectura bellísima.
Segundo: El "dime que no, lánzame un sí camuflajeado"
es una vil mentira del estúpido de Arjona para
darles argumentos a gente que insiste en hacerse rechazar.
Tercero: lo de rescatar mujeres puede ser peligroso.
Vas a terminar desposando a la próxima 
prostituta, madre soltera que te cruces por Once. 
EL JOVEN
Uh, qué mala onda!
USHKA
Qué raro, porque hoy me levanté de excelente humor.


5 comentarios:

S A L dijo...

tampoco yo entiendo esa gente que ama ser multiplemente rechazada, pero no veo que este fulanito -que debe haber ensayado su horrible discurso de acercamiento- sea culpable de insistencia, esa vinculación con el incalificable Arjona lo injuria mas de lo que se merece

Anónimo dijo...

Pocas cosas mas corta mambo hinchapelotas que un hombre interrumpiendo una buena lectura con un chamullo barato.
Mi solucion...levantar la vista leeentamente, con cara de hastio, dejando el libro abierto con el dedo indice marcando el punto donde quede y decirle ¿QUE?
Works like a charm

Ushka dijo...

SAL: Es cierto, Arjona es insulto Mayor.

Anonymous: Me encantó! Tu táctica es mucho más encantadora que la mía. La pondré en práctica de ahora en más.

Limada dijo...

A mi estas cosas no me suceden, no sé si es porque no leo o porque no soy linda.
:)

damianivanoff dijo...

La del vendedor de jeans, el tachero, el pibe que te encara, los gordos del local de tatoos...Están buenas tus interacciones desgrabadas -las desgrabás, supongo, sino me queda pensar que las modificás un poco- pero a veces noto como que te las sabés todas, me da la sensación.




Acá termina mi comentario y dejo abierta la guardia a que también te las sepas todas para contestarme. Bah, si tenés ganas.